New Logo

J. Michael Smith, Esq.
President

Michael P. Farris, Esq.
Chairman

¿Estoy enseñando en casa bajo la ley de
Escuela en Casa o bajo la ley de Colegio Privado?

10 marzo 2011

La escuela en casa, o homeschool, es legal en los 50 estados, pero debido a que el gobierno federal no tiene la autoridad directa para reglamentar la educación, cada estado tiene la libertad de implementar su propia estructura legal para la educación en el hogar. En los diferentes estados de los Estados Unidos, vemos una variedad de estatutos bajo los cuales los padres pueden educar a sus hijos en casa.

Algunos estados tienen “estatutos de estudio en casa” específicos, los cuales, al proveer la definición de “home school”, “home education” u otro término similar, hacen una distinción entre las escuelas en casa, las escuelas públicas y los colegios privados. Los niños que son educados bajo dichos estatutos, se consideran, legalmente, estudiantes de “homeschool”. Otros estados no tienen un “estatuto de homeschool” sino que permiten que los padres enseñen a sus hijos en casa bajo la ley de colegio privado. En algunos casos, el padre puede operar su propio colegio privado en su propio hogar para el beneficio de sus hijos, mientras que en otros estados, un administrador opera el colegio en el cual los padres inscriben a sus hijos.

Bajo esta opción, aunque los padres supervisan la educación de sus hijos y continúan siendo las personas que tienen la responsabilidad primordial de la instrucción, se considera que estos niños, legalmente, son estudiantes de un “colegio privado”. Varios estados tienen más de una opción, lo cual permite que los padres puedan escoger si van a cumplir con el estatuto de estudio en el hogar o con el estatuto de colegio privado. (Florida y Colorado son dos estados con varias opciones. Lea la página de HSLDA de las leyes en cada estado para más detalles.)

Los padres pueden tener muchas y diferentes razones por las cuales escogen operar su escuela en casa bajo una opción o la otra, y algunos de los factores más comunes que afectan su decisión son los siguientes:

Cumplir con los requisitos y recibir servicios de mantenimiento de registros:

En muchos casos, los padres escogen una opción y no otra porque prefieren un conjunto de requisitos a otro. Además, para padres que desean recibir ayuda con el mantenimiento de registros, la preparación de expedientes académicos y otras responsabilidades administrativas, los colegios privados pueden ser ventajosos.

Privacidad:

En algunos estados, los colegios privados proveen una manera de tener una escuela en casa en la cual los padres pueden cumplir con la ley sin tener que comunicarse directamente con el estado.

Elegibilidad para fondos federales para educación especial y servicios:

El gobierno federal no permitirá que el dinero que se distribuye bajo Individuals with Disabilities Education Act (IDEA) sea dado a estudiantes que reciben su educación bajo un estatuto de “homeschool”, pero los estudiantes de un colegio privado (ya sea que reciban su educación en un colegio físico o en el hogar) pueden recibir beneficios de los fondos de IDEA. Para más información, lea, en inglés, el resumen de las provisiones para la educación especial.

Acceso a cursos de la escuela pública y a actividades extracurriculares, incluyendo los deportes:

Cada estado tiene la autoridad para determinar si permitirá o prohibirá que un estudiante que aprende en casa participe en las actividades de la escuela pública; por tanto, las reglas varían de estado a estado. En algunos estados, a los estudiantes que aprenden en casa se les permite participar en las actividades de las escuelas públicas, lo cual no se les permite a estudiantes de colegios privados, mientras que en otros estados, los estudiantes de colegios privados (o de colegios “no públicos”) tienen el derecho estatutario de participar. El resumen en línea de HSLDA provee más información detallada.

En la mayoría de los casos, los estudiantes que aprenden en casa pueden—y deben—identificarse como estudiantes de “homeschool”, sin importar la estructura legal de su escuela en casa. Sin embargo, podrían existir algunos contextos en los cuales es mejor utilizar un término que utilizar el otro. Una de estas situaciones surge cuando los estudiantes están completando el formulario Free Application for Federal Student Aid (FAFSA). En este caso, es mejor escoger la opción “homeschooled”. (Para más información, lea el artículo en inglés de HSLDA “Colleges Now Required to Determine ‘Validity’ of High School Diplomas”.)

Por favor póngase en contacto con HSLDA para recibir más información acerca de las diferencias entre educar en el hogar bajo la ley de colegio privado o bajo la ley de escuela en casa.